"¡No han sido menores 18 años de mi vida sirviendo en el Altar!"

Daniela isla Carrasco, rectora de la

Escuela de Formación Buen Pastor

 

Para este mes, les presentamos la entrevista de la rectora de la Escuela de Formación "Buen Pastor", Daniela Isla Carrasco, de la parroquia "Santa María Magdalena" de Gorbea, profesora de educación diferencial, estudiante de pedagogía en religión en la UCT y servidora del Altar hace 18 años.

 

¿Cómo fueron tus inicios como Rectora de la Escuela de Formación Buen Pastor? ¿Qué desafíos has tenido que asumir en este cargo?

En primer lugar, me siento muy contenta por ser parte de esta hermosa labor en la cual, el Señor me ha guiado. Comienza con una modificación de los participantes de ese entonces en la comisión diocesana de los Sda. En ella Andrés Arezo, el actual coordinador, me propuso ser la rectora de la Escuela de Formación Buen Pastor para la VIII Jornada en el año 2014 que se realizó en Loncoche. Según lo que recuerdo, fue porque yo estaba pronta a titularme de Profesora y poseía las competencias necesarias para llevar al hombro una escuela de formación de niños y jóvenes servidores del Altar. Yo me la creí y acepté jajaja.

Bueno, además porque a nivel personal venía cerrando algunos procesos y estaba en una constante búsqueda de nuevos proyectos y sentido a mis 22 años de edad.

Una vez que acepté, se vino lo difícil: estar a cargo de personas y amigos de diferentes ciudades, comunicándonos por whatsapp y correo electrónico, y optando un rol de líder y responsable de la formación de muchos acólitos de nuestra diócesis – y actualmente de otras diócesis (Valdivia y Puerto Montt) – y preparar material que sea didáctico y entretenido para que los coordinadores puedan utilizar en sus parroquias con todos sus niños y jóvenes y sigamos una sola línea de enseñanza para que todos nosotros realicemos con amor y dedicación nuestro servicio en el Altar.

Otro desafío ha sido poder reunir todas las ideas de los formadores con los que cuenta la Escuela, ya que el material debe ser pensado, procesado, estudiado y construido por ellos, para luego poder revisarlo y corregir elementos ortográficos, estructurales y sugerir a los formadores diferentes actividades que puedan incluir en el documento para permitir la metacognición de los aprendices, en este caso de nuestros servidores.

Otro desafío es la de proporcionar estrategias de abordar temas, de cómo enfrentarme a un grupo de chicos/as que están deseosos de aprender y empaparse de Cristo, entregar estrategias innovadoras y rompe hielo acorde a la temática que abordarán, entre otras. Para eso incluir dinámicas, cantos, y que la formación no se transforme en un emisor que tiene enfrente a muchos oyentes.

 

¿Cuáles crees tú que son las fortalezas que tiene la Escuela de Formación Buen Pastor?

 

No ha sido fácil, pero hemos mejorado y nos hemos dado cuenta que cuando trabajamos todos, el resultado de lo propuesto siempre será positivo. Pero quiero destacar el trabajo en equipo, la diversidad de talentos y capacidades de cada uno de sus miembros y el empoderamiento de su rol dentro de la escuela.

El amor también es una gran fortaleza que posee la escuela, tanto en la relación amistosa que hemos alcanzado como también, lo que cada uno realiza. La persona que ha pasado por la escuela como formador o monitor es porque ama lo que hace, ama hacer feliz a otros y ama que aprendan día a día más de Cristo para servirle con humildad y dedicación.

 

Con respecto a las Jornadas de Formación que se realizan cada año

¿Cuál es la finalidad con la que se realizan estas actividades?

 

El objetivo que tienen las jornadas de formación que se realizan es la de instaurar una formación transversal e integral a los Servidores del Altar de las diferentes parroquias de la Diócesis de Villarrica, con la idea de que todos los servidores del altar sigan una misma línea de trabajo a nivel litúrgico, práctico y reflexivo que son los enfoques de cada uno de los niveles de formación a los cuales asisten cada año.  Esto con el fin de que si un servidor del Altar de Ultracautín, acolite en la parroquia de Panguipulli por ejemplo, no sienta que está en un lugar desconocido y pueda desempeñarse con amor y delicadeza en su servicio.

 

¿Cómo es la organización de las Jornadas de Formación para servidores del Altar? Para la XII Jornada realizada los días 13, 14 y 15 de julio, ¿se cumplió el propósito de esta?

 

Ufff, la verdad es que llevan mucho trabajo, muchos detalles, y cada uno de los integrantes de la comisión y de la escuela son parte importante para que esto se lleve a cabo de la mejor manera.

En primer lugar, se realiza una evaluación de las temáticas que se abordarán en cada nivel de formación, que son III niveles oficiales y se implementó hace poco tiempo un IV nivel para aquellos que ya habían asistido a los tres niveles, pero con la idea de que asistan a las temáticas nuevas, a los temas que se plantearon siguiendo el orden del plan pastoral 2015 – 2018. Una vez que se establecen los temas, designamos en conjunto quién será el encargado de los formadores de impartir ese tema y se responsabiliza de inmediato a corregir el tema si es que ya ha sido abordado años anteriores o a crearlo dándole un formato y una línea de conducción enfocado siempre a lo que la Iglesia nos pide. Del mismo modo, seguimos una línea de formación general, abordando cuatro temáticas que creemos que son necesarias y que todos los participantes debieran conocer, realizándose el mismo procedimiento que con los temas por niveles.

En segundo lugar, viene la corrección de los temas que es una de las labores que realizo con mucho detalle y precisión, especificando a los formadores qué deben corregir, cambiar o agregar y sugiero algunas actividades al inicio o al final del documento escrito.

En tercer lugar, se implementó la idea de un cuadernillo con los temas para que los participantes de la jornada puedan tener la información, apuntar sus ideas mientras el formador les enseña y luego utilizarlo en sus parroquias. Material que es impreso gracias a los recursos materiales con los que cuenta la Escuela.

Por otro lado, hay que designar a las personas que se harán cargo y dirigirán las comunidades como sus monitores, los cuales además deben investigar acerca de temática que ha sido asignada, enviarla por correo para corregir y sugerir actividades, para luego ellos trasmitirla a sus integrantes e impregnarlos de esa pequeña familia que construirán durante el fin de semana de formación.

Por otro lado, todo el tema administrativo, de informar a las parroquias de las actividades, enviar cartas a los párrocos, las autorizaciones para aquellos niños y jóvenes menores de edad, etc. Son enviados con ayuda de la secretaria de la comisión. Sin embargo, de un tiempo a esta parte, hemos progresado con la ayuda de la herramienta web, ya que contamos con la página de los servidores del Altar de la diócesis, en la que se suben a la plataforma todos aquellos documentos que necesitan para poder asistir, con la ayuda del Departamento de Comunicaciones que realiza todo esto.  ¡Visítenos, y también a todas nuestras redes sociales!

Podría pasar mucho tiempo describiendo todos los detalles que conlleva organizar esto, pero también es importante mencionar que nuestra ecónoma realiza muy buenas gestiones en cuanto a materiales que necesitemos durante la jornada y obviamente encargada de la alimentación y de mantener a todos contentos y satisfechos con la variedad de comidas jajaja.

El resto de cosas y situaciones no se las puedo contar, porque sino perdería la magia jajaja.

Una vez finalizada la XII Jornada de Formación 2018 en Villarrica, realizamos la evaluación general de dicho fin de semana de trabajo y aprendizaje: desde nuestra perspectiva como escuela y de las evaluaciones que los mismos participantes realizaron al finalizar la jornada. De esto, concluimos que superamos con creces las expectativas que traíamos, desde principio a fin, esto no quiere decir que fue perfecta, porque sabemos que siempre hay que mejorar en algo, y ya lo consideramos para la XIII Jornada de formación para el año 2019. Como Escuela, siempre estamos atentos a todas las sugerencias y críticas que nos permitan ir mejorando año a año y entregar lo mejor a todos los que quieran asistir.

 

¿Cuál es la llegada que tiene esta jornada hacia la comunidad en general y especialmente a los servidores que participan en ella?

 

Hemos luchado mucho por mejorar y hacer bien nuestro trabajo para los niños, jóvenes y apoderados que asisten, y muchas veces nos gustaría que todas las parroquias se enteren de nuestro trabajo, pero siempre hay algo que empaña ese deseo que tenemos. No obstante, creemos que para los que se interesan y quienes han tenido la posibilidad de participar, anhelan información de la próxima jornada.

Además, ¿no me pueden negar que el Altar se ve más lindo con muchos angelitos servidores del Altar?

 

¿Como pudiste sobrellevar tu vida de universitaria y ahora tu vida de profesional con la rectoría de la Escuela?

 

Esto si que fue un gran desafío, mi madre sólo me miraba y me daba ánimo, ¡Usted asumió esas responsabilidades, ahora a darle no más!

Estudiar dos carreras universitarias y liderar un grupo grande es complicado, pero no imposible. Le doy gracias a Dios por las posibilidades que me ha dado y los momentos que he vivido, los cuales me han permitido organizar mis ideas y mis cosas con tiempo y precisión. Soy una convencida de que, “si uno quiere algo, lucha por eso” … y eso fue lo que hice. Lo mismo para compartirlo con mi vida profesional actualmente, hay tiempo para todo si uno realmente ama lo que hace.

 

Este año se acaba la planificación del Plan Pastoral de la Comisión Diocesana,

¿Crees tú que la Escuela de Formación ha cumplido sus objetivos?

 

Por su puesto, hemos fortalecido a los coordinadores y monitores para que puedan llevar una formación clara y precisa de temáticas básicas y un poco más complejas que deben manejar para poder desarrollar una labor servicial en todos sus ámbitos, es decir, no solo en la Santa Misa, sino que también en sus hogares, en el colegio y en la calle, instando a la misión tanto a los SdA como a sus familias.

Del mismo modo, con las visitas que se realizan desde el Departamento de Liturgia, es importante la labor ya que han alcanzado casi al ciento por ciento visitar a las parroquias incluso aquellas que no han podido participar de las actividades que se organizan desde la comisión y la Escuela.

La finalización de este plan pastoral en la que hemos trabajo unidos lo hacemos siempre agradeciendo a Dios por lo que nos permitió hacer y aprender. Somos unos convencidos de que todo lo que hemos hecho ha sido iluminado y guiado por él para alcanzar su Gloria. Es por esto que “Te doy gracias Señor, de todo corazón”. No puedo ser mal agradecida por todas las riquezas que me llevo, amigos, sonrisas, abrazos y muchos buenos momentos que guardaré en mi corazón.

 

Finalmente ¿Cómo sientes que ha marcado tu vida ser servidora del altar?

 

Ufff!! Que difícil esta pregunta… pero podría resumirla en felicidad, amistad, dedicación, esfuerzo, discusiones, desilusiones, encantamiento, bienestar, aprendizaje y muchas otras, ¡No han sido menores 18 años de mi vida sirviendo en el Altar!  Pero soy una agradecida, se que no he hecho muchas cosas de la mejor manera: soy humana y también me equivoco, pero también puedo aprender y mejorar y eso es lo que he realizado durante este proceso como Rectora de la Escuela de Formación, y así como intenté solucionar muchas situaciones, también tendré la posibilidad de hacerlo en lo que me resta de vida y momentos que vivir al lado de Dios.

Él es mi centro y mi fortaleza y se que siempre estará para animarme a seguir su camino de una u otra manera.

Gracias a Dios, gracias a mis padres, a la comisión, a la escuela, a los amigos y a todos los que fueron parte de este proceso de aprendizaje, espero que quienes sucedan este cargo, den lo mejor de si y entreguen todo lo necesario para que muchos niños y jóvenes sigan aprendiendo y conociendo más a Dios.

 

 

Comisión Diocesana - Servidores del Altar - Diócesis de Villarrica

E-mail: servidoresdiocesisdevillarrica@gmail.com Fono: +56988588541